Carisma – Cómo dejar una poderosa impresión en las entrevistas de trabajo IV

18 08 2010

gh
Like this at Facebook Be the first in your friends to like it

gh

gh


Continuando la serie Carisma alcanzamos según Andrew Leigh, el final del Paso 2 para desarrollar el impacto personal en los demás: Ser nosotros mismos. En esta ocasión veremos Pasión y Apariencia.

gh

pasion y apariencia

gh

6. Pasión

Los mejores líderes son los que viven apasionados con lo que hacen. Varios estudios demuestran que aquellas personas que son capaces de transmitir sus emociones, compromiso y entusiasmo tienen mayor éxito profesional. Nuestro impacto personal aumentará cuando seamos capaces de transmitir nuestro entusiasmo natural. Si tenemos éxito en mostrar pasión en la comunicación seremos capaces de influir en las emociones y el pensamiento de los demás que nos verán como personas seguras, confiadas, con un propósito, entusiasta, espontaneas, dispuestas, alegres, llenas de energía y esto es algo contagioso y magnético. Para poder convencer a alguien de que eres el candidato que está buscando, primero debes estar convencido tú mismo y para ello tu comunicación debe estar cargada de pasión.

gh

7. Apariencia

Como ya hemos visto anteriormente, el ser humano juzga a los demás en unos segundos, en tan corto lapso de tiempo tenemos muy pocas herramientas para formar ese juicio, por eso la apariencia es un aspecto crítico. Un estudio demostró que una gran atención a la hora de arreglarse producía realmente mayor efecto en las decisiones de contratación que los propios títulos académicos. Para mejorar el carisma a través de la apariencia personal debemos trabajar en los siguientes aspectos: armario, modales, postura, aspecto físico.

7.1 Armario: es la parte en la que más rápidamente podemos hacer cambios. Algunos consejos sobre la vestimenta en un ambiente profesional son:

  • Lo barato sale caro: para mejorar nuestro impacto personal debemos hacer una inversión en comprar calidad. Lo barato sale caro en términos de pérdida de carisma y en el coste por veces de uso.
  • Tener en cuenta la moda: no vale decir “no estoy interesado en la moda”, lo importante en este caso no es lo que a nosotros nos guste, sino a las personas que nos observan. Pensarán “si no cuida de su apariencia, tampoco lo hará de su trabajo”. A pesar de todo, no es necesario vestirse como en una pasarela de moda, pero sí de manera actual.
  • Tallas adecuadas: con una talla inapropiada, incluso las mejores ropas son un desastre. Muchas veces merece la pena pagar por los arreglos cuando se compra un traje. Unas mangas demasiado largas pueden ser muy nocivas para el carisma.
  • Coordinación: tengamos cuidado en elegir los colores y como combinan entre sí. Trata de adaptar la vestimenta al puesto al que optas. Si es un perfil junior, puedes permitirte vestir algo más informal o con colores menos sobrios que si se trata de un perfil más senior.
  • Los complementos importan: una mala elección de corbata, bolso, guantes, gemelos, zapatos, calcetines, cinturón, reloj o paraguas pueden dañarnos seriamente. Es preciso poner atención en que no estén deteriorados, ni sucios. Saca brillo a tus zapatos antes de una entrevista. Si eres hombre, lleva siempre reloj a una entrevista, incluso si normalmente no lo usas, pero que sea un buen reloj adecuado a la imagen que quieres mostrar de tí mismo. Muchas personas piensan que los hombres se definen por su reloj, préstale atención. Si se trata de un puesto importante, usa gemelos. Lleva un paraguas ante la mínima posibilidad de lluvia, no quieres aparecer empapado. Si eres mujer seguramente llevarás bolso, si eres hombre lleva un maletín en el que puedes tener copias actualizadas de tu CV, un mapa de la zona por si te pierdes (Google Maps es excelente), la descripción del puesto de trabajo impresa, breve información sobre la empresa que ha encontrado en su página web o en internet, posibles preguntas para hacer al entrevistador, bolígrafo y hojas en blanco para tomar notas.
  • Prestar atención a los pequeños detalles desastrosos: collares, pulseras o anillos de oro (no los lleves a la entrevista), uñas demasiado largas y con manicura extravagante, maquillaje en exceso, dobladillos por fuera en los bajos de los pantalones o signos de ellos, ropas no planchadas, manchas, botones faltantes o a punto de perderse, mangas o pantalones demasiado cortos o largos, cinturones deshilachados, zapatos sin apariencia de nuevos.
  • Tener un estilo propio: dentro de las limitaciones del mundo laboral, es un error pensar que nuestro armario debe ser totalmente impersonal. El pasar desapercibido es la mejor manera de no tener un gran impacto personal.

7.2 Modales: no reserves tus mejores modales para ocasiones especiales, no puedes tener dos tipos de modales, unos para las personas que deseas impresionar y otros para las personas que no te importan demasiado. Para desarrollar el carisma al máximo debemos tener siempre unos modales excelentes con todas las personas que encontremos. Por ejemplo no trates de cualquier manera a la recepcionista y de manera exquisita al entrevistador. Empléate a fondo con ambos. Desde que entras en el edificio para una entrevista, saluda, agradece y trata con respeto a todas las personas que encuentres. Durante la entrevista mantén la calma, evita amaneramientos nerviosos, establece un buen contacto visual, da la mano enérgicamente, siéntate correctamente, no hagas crujir tus nudillos, no retoques en exceso el pelo, habla con un buen tono de voz, deja que el entrevistador termine de hablar sin interrumpirle, no respondas con monosílabos ni con largos discursos sino con frases coherentes y concisas (recuerda máximo 1 minuto), no critiques antiguos compañeros, jefes o empresas, nunca tomes bebidas alcohólicas ni fumes (aunque la entrevista se desarrolle en un restaurante y tu entrevistador sí lo haga).

7.3 Postura: la actitud mental afecta a toda la expresión corporal, a la forma de caminar, a la manera de sentarse, etc. Procura caminar erguido, con la cabeza levantada y los hombros estirados y alineados. Ten especial cuidado sobre todo en tu primer encuentro con el entrevistador, además de dar la mano de forma enérgica mientras mantienes el contacto visual, sonríe y afirma “encantado de conocerle”. Cuando te sientes, no lleves la espalda ni muy atrás ni muy adelante, con las manos sobre la mesa entrecruzadas o abiertas, sin cruzar los brazos, para no estar a la defensiva.

7.4 Aspecto físico: podemos haber hecho todo bien pero quedar descartados simplemente por tener un mal aliento o no habernos cortado las uñas. Estamos tan acostumbrados a nuestro propio cuerpo que puede ser difícil notar cuando algo puede afectar de forma negativa a nuestro impacto personal. Por eso hay que prestarle tanta atención:

  • Aliento: cepíllate los dientes y enjuágate antes de la entrevista. Si quieres masticar chicle que sea bastante antes de la entrevista para no ponerte nervioso. En la propia entrevista el chicle está totalmente prohibido. Es muy importante que no fumes antes de la entrevista, también te pondrá más nervioso y puede afectarte de forma negativa. Según un estudio realizado por la Universidad de Seattle en la carrera profesional de dos personas igualmente capacitadas, el no fumador superará al fumador en el 94% de los casos. Si fumas te será difícil esconderlo, un no fumador lo nota rápidamente. Si realmente quieres esconder que fumas, no fumes en las 4 horas anteriores de la entrevista, usa ropa que tengas guardada en algún lugar libre de humos, lávate bien el pelo y las manos.
  • Cabello: limpio, sin grasa ni caspa (no hay excusas para la caspa hoy en día). En cuanto al peinado, adáptalo al puesto. Si es algo más creativo puedes peinarte con un estilo más moderno, si es un puesto más serio usa un peinado más clásico sin levantar el pelo en exceso. Si tienes el pelo canoso también podrías jugar con ello para adaptarte, si el puesto requiere un perfil senior puedes no esconder las canas, si es un perfil más junior puedes teñir las canas antes de la entrevista.
  • Vello facial: recorta el vello de orejas, nariz (dentro y fuera), cejas y en cualquier lugar que resulte molesto para la vista. Existen excelentes máquinas recortadoras en el mercado para tal fin. Hazlo, realmente tu imagen mejorará notablemente.
  • Barba: acude recién afeitado sin cortes (para ello aféitese con el agua tan caliente como puedas) o con barba bien cuidada si es este tu estilo.
  • Ojeras: si eres mujer conocerás las bondades del maquillaje para ocultar las ojeras. Si eres hombre seguramente no lo sabes. Pide a una mujer que oculte de forma discreta tus ojeras con un poco de maquillaje. El resultado te sorprenderá tanto que quizá quieras usarlo no sólo para la entrevista sino a diario. Procura que sea de forma muy discreta.
  • Uñas: recién cortadas y bien cuidadas. Si eres mujer, no excesivamente largas y con manicura discreta.
  • Piel: cuidada e hidratada.
  • Sudor: si has acudido a una entrevista de trabajo a las 13:00 horas en el mes de junio en Madrid sabes perfectamente de lo que hablo. Es preferible ir en coche con aire acondicionado para minimizar el problema. Por desgracia, quiza no tengas coche o no se pueda aparcar por la zona (a veces es recomendable aparcar en un párking de pago y disfrutar del aire acondicionado del coche). Si no tienes más remedio que usar el transporte público, sigue la ley del mínimo esfuerzo. Evita las prisas y prepárate con tiempo para no realizar movimientos bruscos. Sal con tiempo de casa, para no caminar deprisa y busca la sombra. Lleva un pañuelo para secar el sudor por si acaso. Intenta llega a tu destino con al menos 10 minutos de antelación para descansar antes de entrar. Normalmente dentro habrá aire acondicionado. Habrás llegado al paraíso. Pero recuerda que una vez que entras en el edificio comienza de nuevo el máximo esfuerzo.
  • Gafas: si usas gafas para ver la televisión o usar el ordenador, quizá sea una buena idea llevarlas a la entrevista. Pueden darte una imagen más intelectual, valóralo tú mismo dependiendo del puesto al que optes.

gh

En el próximo post Carisma V hablaremos del paso 3: Desarrollar la química. Con este post concluirá la serie Carisma.

gh

Add to FacebookAdd to DiggAdd to Del.icio.usAdd to StumbleuponAdd to RedditAdd to BlinklistAdd to TwitterAdd to TechnoratiAdd to Yahoo BuzzAdd to Newsvine

Like this at Facebook Be the first in your friends to like itAdd to Google Buzz

gh

gh

Anuncios

Acciones

Information

2 responses

18 08 2010
Carisma – Cómo dejar una poderosa impresión en las entrevistas de trabajo III « Trabajo y Crisis

[…] En el siguiente post terminaremos el paso 2 para desarrollar carisma, a través de pasión y apariencia (Carisma IV) […]

27 09 2010
Jaidy Flores

Tanto que te he comentado sobre PNI y te veo tan orientado que me superas,esta muy bueno este post,te veo un futuro muy prospero Francisco,asi es!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: